ÁNGEL HÚGUEZ

Floyd Mayweather y otros nocauts polémicos

Por ÁNGEL HÚGUEZ22/9/2011 -

Tras el nocaut que le propinó Floyd Mayweather Jr. a Víctor Ortiz el pasado sábado, se levantaron muchos comentarios en la forma en que se dio el final de uno de los combates que más llamaba la atención en el último cuatrimestre del año.

Era el regreso del ‘Pretty Boy’ después de 16.5 meses de inactividad sobre el cuadrilátero, ante un joven que había dejado una grata impresión en su pelea anterior, arrebatándole el cetro, Welter del CMB, y el invicto de manera sorpresiva a André Berto el abril.

Mayweather salió más agresivo de lo que esperaba y dominaba la pelea en los tres primeros episodios, mientras ‘The Vicious’ buscaba conectar, pero el rival mostró que su habilidad para eludir sigue intacta.

En la cuarta ronda por fin Ortiz logró golpear a ‘The Money’ lo envió hacia atrás, lo acorraló en las cuerdas y cuando le tundía de golpes, al méxico-americano se le ocurrió darle un cabezazo.

De inmediato el réferi Joe Cortez intervino, y como el cabezazo fue artero, le descontó un punto, y ahí vino la ‘sorpresa’. Todos sabían que lo lógico era que ganara Mayweather, pero no en la forma en que ocurrió.

Ortiz pidió disculpas al ‘Pretty Boy’, este la aceptó, el réferi dijo continúen, volteó hacia afuera del ring, ‘The Vicious’ siguió en guardia baja, esperando quién sabe qué, y Floyd Jr. sorprendió con un 1-2, izquierda y derecha que envió al de Kansas a lona, para ya no levantarse para seguir el combate, pero antes del segundo impacto en lugar de subir la guardia, miró a Cortez y llegó el descontón.

Mayweather recurrió a una treta similar ante Shane Mosley, cuando en el octavo episodio ‘The Sugar’ le lanzó un codazo, el réferi, Kenny Bayless en esa ocasión, le llamó la atención, y en lo que hablaban sobre eso los púgiles, ‘The Money’ lanzó un 1-2 sorpresivo, conectó uno y Mosley reaccionó, lo que no hizo Ortiz.

La clave, la experiencia, ya que ‘Sugar’ tenía 38 años, y ‘Vicious’ 24.

El nocaut de Mayweather a Ortiz me recordó el nocaut de Amir Khan contra Zab Judah, esto apenas el pasado 23 de julio, cuando ‘The King Khan’ conectó un golpe, a mi parecer, sobre el cinturón del ‘Super’, pero el estadounidense se quedó en el suelo argumentando un golpe bajo, y pasó el conteo y la pelea acabó en cinco capítulos.

Otro nocaut que dejó una huella en el recuerdo, sobre todo de los mexicanos, fue el que propinó Julio César Chávez padre a Meldrick Taylor, en la primera ocasión, el 17 de marzo de 1990.

El mexicano llegó con el fajín Superligero del CMB y el estadounidense con el de la FIB al combate, ‘The Kid’, invicto con 24-0-1, ganaba el combate (108-101, 107-102 y 104-105), pero Chávez mermaba con sus golpes, y en los últimos segundos del último round, ‘El César del Boxeo’, también imbatido con 68-0-0, mandó a la lona a Taylor, se levantó, pero el réferi Richard Steele, vio en mal estado a Meldrick y decretó el nocaut cuando sólo quedaban dos segundos de pelea.

Él réferi Steele fue muy criticado por esa detención, y se defendió: “La detuve porque Meldrick había recibido mucho castigo, muchos golpes bastante duros, y es hora de que se detenga. No soy cronometrador, y no me importa el tiempo. Cuando veo a un hombre que ha tenido suficiente, detengo la pelea”.

Esa fue la pelea de la década de los 90, de acuerdo a la revista Rings, y dicen que después de ese combate, Taylor ya no fue el mismo, que tuvo problemas de coordinación y de habla, pero siguió boxeando.

En 1994, el 17 de septiembre, Taylor y Chávez se vieron las caras de nuevo, ‘The Kid’ con marca de 32-3-1 y el azteca con 90-1-1. Julio César noqueó en ocho.

Otro mexicano envuelto en un nocaut polémico fue el empalmense Jo?

Deja tu comentario